El Frob da contablemente por perdida el 100% de su inversión en Sareb

El Frob, dueño del 45,9% de Sareb, ha deteriorado ya el 100% de su inversión en Sareb, tal y como recogen las cuentas de 2019. Eso significa que, contablemente, la inversión realizada en Sareb está perdida, según la última actualización del plan de negocio. La sociedad nació con 4.800 millones de recursos propios entre capital y deuda subordinada.

Tras la absorción de las cajas de ahorros por otros bancos, desde hace tiempo el Frob ya sólo cuenta con dos activos en su balance. El 60% del capital de BFA, matriz de Bankia, y el 45,9% de Sareb.

Este organismo ha contabilizado en las cuentas de 2019 nuevos deterioros del valor de estas participadas, pero inferiores a los de 2018. Eso explica que las pérdidas del Frob se hayan reducido un 70%, hasta los 282 millones de euros.

El Frob ha registrado un impacto negativo contable por su participación en Bankia en el último ejercicio de 30 millones, frente a los 297 millones contabilizados un año antes.

En el caso de Sareb, el deterioro ha pasado de 382 millones a 169 millones de euros.

Para estimar el valor de estas participaciones, el Frob compara el valor contable registrado al cierre del ejercicio anterior con el patrimonio neto consolidado de la entidad.

El Frob se financia básicamente mediante un préstamo recibido por el Tesoro en 2012. Esto hace que su margen financiero sea recurrentemente negativo, ya que los activos no generan activos financieros suficientes para compensar dicho gasto.

Fruto de las pérdidas acumuladas desde su creación, hace algo más de diez años, el patrimonio neto del Frob ha pasado a ser negativo por primera vez (-751 millones de euros). No existen problemas legales para que siga funcionando con normalidad dado su carácter de organismo público. Para reequilibrar sus cuentas, el Frob llevó a cabo el pasado febrero una conversión del préstamo recibido por el Estado por un importe de 3.000 millones de euros.

Esta conversión no supone la inyección de nuevos fondos por parte del contribuyente, ni afecta a la capacidad del Estado de recuperación de las ayudas públicas concedidas a las cajas rescatadas.

Para desarrollar su actividad, el Frob no depende de los Presupuestos Generales del Estado sino que vive de una tasa que pagan los bancos.

Desde su creación, el Frob ha detectado y denunciado ante la Fiscalía actuaciones presuntamente irregulares detectadas en algunas de las cajas que fueron rescatadas. Por esta vía, el Frob ha recuperado ya 20,3 millones sin contar intereses legales y costas. El Frob puede ver incrementada esa cifra si la sentencia por la salida a Bolsa de Bankia, que es inminente, es favorable a sus intereses.

Fuente: Expansion.com Inmocin Fund

INMOCIN This website makes use of cookies to enhance browsing experience and provide additional functionality.    Cookies
Privacidad